Logo
Unionpedia
Comunicación
Disponible en Google Play
¡Nuevo! ¡Descarga Unionpedia en tu dispositivo Android™!
Gratis
¡Más rápido que el navegador!
 

Jonas Andries van Praag

Índice Jonas Andries van Praag

Jonas Andries van Praag (Ámsterdam, 26 de febrero de 1895-íd., 30 de octubre de 1969), hispanista holandés.

4 relaciones: El discurso del rabino, Enrique Suárez de Mendoza y Figueroa, Hispanismo, Los protocolos de los sabios de Sion.

El discurso del rabino

El discurso del rabino es el título de un panfleto antisemita que recoge el discurso de un rabino del capítulo "En el cementerio de Praga" de la novela Biarritz (1868) escrita por Sir John Retcliffe, seudónimo del escritor antisemita alemán Hermann Goedsche, y que se publicó de forma independiente a partir de 1876 como folleto, presentándolo como un hecho cierto y no como una ficción novelesca.

¡Nuevo!!: Jonas Andries van Praag y El discurso del rabino · Ver más »

Enrique Suárez de Mendoza y Figueroa

Enrique Suárez de Mendoza y Figueroa fue un escritor español del siglo XVII.

¡Nuevo!!: Jonas Andries van Praag y Enrique Suárez de Mendoza y Figueroa · Ver más »

Hispanismo

El hispanismo es una denominación para las personas que están dedicadas a los estudios de la lengua y cultura hispánica, tanto de España como de Hispanoamérica y otros territorios de habla hispana que fueron parte del antiguo Imperio español.

¡Nuevo!!: Jonas Andries van Praag e Hispanismo · Ver más »

Los protocolos de los sabios de Sion

Los protocolos de los sabios de Sion (Протоколы сионскихмудрецов, transliterado como Protokoly Sionskij Mudretsov, usualmente abreviado a Сионские протоколы, Sionskie Protokoly) es un alegato antisemita falsificado publicado por primera vez en 1902, cuyo objetivo era justificar ideológicamente los pogromos que sufrían los judíos en la Rusia zarista.

¡Nuevo!!: Jonas Andries van Praag y Los protocolos de los sabios de Sion · Ver más »

Redirecciona aquí:

J A van Praag, J A. van Praag, J. A. van Praag, Jonas andries van praag.

SalienteEntrante
¡Hey! ¡Ahora tenemos Facebook! »